Argentina (380) Brasil (108) Venezuela (42) colombia (41) peru (37) Uruguay (36) chile (35) rusia (30) Malvinas (25) china (16) BOLIVIA (14) Ecuador (13) Paraguay (12) antartida (9) mexico (7) inglaterra (6) EEUU (5) italia (5) Francia (4) El Salvador (3) Sudafrica (3) Israel (2) iran (2) Arabia Saudita (1) Argelia (1) Corea del sur (1) Egipto (1) Emiratos Árabes Unidos (1) Líbano (1) Túnez (1) corea del norte (1) honduras (1)

lunes, 29 de octubre de 2012

Brasil- Rusia, Armas-Alimentos

Según todos los indicios, a su llegada a Moscú en visita oficial, Vladimir Putim, como en su día hiciera su predecesor, Dmitri Medvedev con el Gobierno de Lula, ofrecerá a Dilma Rousseff, levantar a Brasil las restricciones vigentes para la importación de carne a Rusia, a cambio de que adquiera material de defensa y seguridad en la Federación Rusa. Negociación que en su momento se planteó a Uruguay con buenos resultados para los fabricantes rusos.
Los productores agropecuarios brasileños demandan la reapertura del mercado ruso a las carnes suinas, suspendido en 2011, en tanto que la industria de defensa rusa quisiera sustituir mercados perdidos en Libia e Irán y que podrían representar más de dos mil millones de dólares de los casi 14.000 exportados anualmente.
En tal sentido, una vez postergada la dilucidación de la licitación- de larguísima data- para dotar a la FAB de nuevos cazas, Vladimir Putin gestionaría la inclusión, nuevamente, del SU-35, en la grilla de competidores, lo que no parece una opción muy fácil, y sí orientarse hacia equipamientos antiaéreos como el Tor M2E o inclusive el Pantsir S, ya que el S-400 no será, de momento, destinado a los mercados extranjeros.
También habría interés en ampliar la dotación de MI-35M de la FAB, en estudiar las posibilidades militares y en organismos estatales para el MI-171/172, así como insistir en colocar en el mercado policial, ambiental y privado el helicóptero ligero MI-34S1, además de los blindados Gaz Tiger, que se propone ensamblar en el sur de Brasil, ya adoptado por Nicaragua y por la Policía Nacional de Uruguay, país que consiguió abrir el mercado cárnico ante las autoridades de Moscú, aceptando adquirir equipamiento de defensa y seguridad, lo que ya había iniciado tiempo atrás, estandarizando la mayor cantidad de camiones del Ejército en las líneas Ural.
Brasil espera, además de la aprobación técnica de sus Fuerzas Armadas y /o de Seguridad a las propuestas rusas, una mayor transferencia tecnológica que la ofrecida originalmente el el caso anterior del SU-35 ante la Fuerza Aérea de Brasil. (Javier Bonilla)
 
defensa.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario